Colombia constituye sin duda alguna parte fundamental del eje transversal de servicios editoriales que estamos construyendo a nivel internacional. Para hablar de ello, y consolidar nuestra alianza, vino a visitarnos Jaime Iván Hurtado, de Hipertexto. Le dedicamos la tarde y la noche a conversar sobre infinidad de temas. Como tenemos la FIL de Guadalajara a la vuelta de la esquina, analizamos presencia y estrategias. Tenemos claro que debemos ir a mostrar de lo que somos capaces: es decir, no sólo de ofrecer una sólida plataforma para producir libros en impresión digital en todos los países en los que ya tenemos presencia, como México, Colombia, Argentina y España,  y de incorporar los catálogos editoriales a los canales de distribución y venta, sino además de dotar de soluciones integrales a todos los que componen la cadena del libro. El catálogo de servicios que cada empresa aporta a la alianza que hemos forjado es amplio y diverso. Hipertexto y Solar, por ejemplo, cubren un espectro amplísimo de necesidades, desde la preproducción, la impresión digital y en offset, hasta el vasto terreno de lo electrónico/digital. Acompañados del Pichicuaz nos tomamos unas chelas en la Terraza del Ermitaño. Luego nos fuimos a cenar a San Angel, donde la conversación subió de tono. Lo más grato es que podemos combinar la plática profesional, el análisis y la prospectiva en el terreno de nuestro quehacer editorial, con el sabroso chacoteo, la broma y la anécdota graciosa. Más allá de los negocios, nos hermana la amistad que estamos forjando y que, coincidimos, debe ser el eje sobre el que discurra nuestro proyecto profesional. Lo uno no condiciona lo otro. Pero es sabroso saberse entre cuates y disfrutar, y no sufrir, la chamba que nuestras pasiones profesionales trae consigo.